Hay muchas cosas que son de ley en las graduaciones, está el típico discurso motivacional de ¡lo logramos!, la entrega de diplomas, las fotos de los graduados y obvio lo que no puede faltar son las canciones corta venas de despedida.

Y típico ver la cara de todo el mundo cuando empiezan a sonar esas rolas y todos tomándose miles de selfies. ¡Oso mil! Es casi tan incómodo como cuando te cantan las mañanitas y no sabes ni dónde meterte.

Para decirte más o menos que te espera, aquí te dejo una lista de las rolas que seguramente no van a faltar en tu graduación:

Sir Edward Elgar – Pompa y Circunstancia, Marcha No. 1

Esta pieza es un clásico y segurísimo la pondrán en la entrega de diplomas o mientras tu coordinador se avienta el speech motivacional. El momento será eterno, pero tómalo con calma y mejor disfrútalo, al fin y al cabo solo te gradúas una vez en la vida.

No me voy – OV7

No me vas a dejar mentir, seas fan o no de OV7, obvio te sabes el corito de la canción. Con esta rola, aunque no quieras, se te va a escurrir la lagrimita de cocodrilo. Así que ya mejor ni pienses “que oso que me vean llorar”. Se vale, es un ciclo que se termina y es obvio que te salga tu lado cursi sentimental.

Queen – We are the champions

La neta es que con esta rola si dan ganas de graduarse. Este es tu momento de gloria, así que disfrútalo. ¡Lo lograste, eres un campeón! Júntate con tus compas, canten y celebren su gran victoria.

Todo A Pulmón – Nicho Hinojosa

¿Quién no conoce esta balada? Te apuesto lo que quieras a que la ubicas por Big Brother. Esta canción también ha funcionado cañón para las despedidas, y que mejor que en tu graduación. ¡Que empiece el llanto!

Mariachi Vargas – Las Golondrinas

Este es un rolón y me cae que aquí si te vas a poner a llorar peor que Magdalena. ¡Ah! pero eso sí, tiene que ser con mariachi en vivo para que llores con ganas. Aquí si deja que todo fluya, nada de que me voy a aguantar el llanto. Yo te recomiendo que te vayas preparado y lleves unos cuantos pañuelitos.

Da igual que rolas pongan en tu graduación, olvida el momento incómodo y mejor disfrútalo. Es algo, que con el tiempo, recordarás con mucho cariño.

 

 

Comentarios

comentarios

Leave a Reply